Páginas vistas en total

sábado, 4 de julio de 2009

PIURANOS Y CAJAMARQUINOS EN POMALCA


Al mismo tiempo que los asiáticos llegaban a Pomalca bajo la modalidad de las contratas, también llegan jornaleros de las regiones de Piura y Cajamarca, estas personas eran traídas desde sus tierras por el enganchador quien los convencía socorriéndolo con el dinero que necesitaban para sus sembríos o para la compra de medicina para sus familiares, pero con la condición de ir a trabajar a la hacienda. Sin embargo se procedía primero a un contrato que señalaba que hasta no pagar el ´socorro´ los peones no tenían derecho a percibir ningún salario".
Esta gente casi siempre venían solos y eran alojados en grandes casas llamadas canchones. Recordando a la gente venida de la serranía de Llama, Conchán, Tacabamba y otros , eran personas de piel blanca, ojos claros, cabellos lacios y castaños, nariz aguileña, ellos vestían a la usanza de sus tierras con gruesos ponchos multicolores que les llegaban mas debajo de sus rodillas, camisa y pantalón de gruesa tela, sombrero alerudo de copa alta, tejido en junco, ancha y larga faja de grueso hilo alrededor de la cintura, pies calzados con yanques hechas de cuero de res, algunos portaban largos machetes que colgaban de su cintura enfundados en cuero repujado, en sus noches de bohemia, ganados por el licor se les oía entonar sus tristes yaravíes.
Otro grupo de jornaleros llegaron de la región de Piura, gente de piel cobriza, pelo lacio, ojos negros; esta gente se asentó en su mayoría en San Antonio, antes llamado “La pampa de los pelados” justamente por que así se les veía después de su jornada de trabajo tirados en sus petates sin camisa y con los pies descalzos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario